Con dos oídos, más natural

Con dos oídos, más natural

¿Por qué tenemos dos oídos? Básicamente, para ampliar el alcance de nuestra audición, saber de dónde proceden los sonidos y a qué distancia se producen.

En realidad no son nuestros oídos los que oyen, sino nuestro cerebro. Y para interpretar correctamente los sonidos, la información que recibe debe ser lo más exacta y detallada posible.

¿De dónde viene ese sonido?

Un amigo nos llama desde el otro lado de la calle. Alguien da golpecitos en la ventana de la cocina. Un coche toca el claxon. En situaciones como estas, ¿Cómo sabemos hacia dónde tenemos que mirar? El sonido llega una fracción de segundo antes a un oído que al otro y con un volumen ligeramente mayor. El cerebro percibe esas sutiles diferencias.

Por eso, si su pérdida auditiva afecta a los dos oídos, es mejor utilizar dos audífonos porque le ayudarán a localizar los sonidos.

Deja un comentario